Ni la lluvia ni el frío en Tijuana vencieron la voluntad de 6 mil 151 centroamericanos que se aferran al albergue del centro deportivo Benito Juárez. Se han negado a moverse al nuevo espacio habilitado por el Instituto Nacional de Migración en la colonia Mariano Matamoros, en el Barretal un centro de espectáculos a 20 kilómetros de la frontera. A las 11 de la noche solo 755 aceptaron la reubicación.

Al iniciar el jueves, en el albergue Benito Juárez había 3 mil 936 hombres, mil 147 mujeres, 520 niñas y 548 niños en un espacio de 14 mil 975.67 metros cuadrados, es decir que por persona le tocaba acomodarse en menos de 3 metros cuadrados.

LEE: Ya nació el primer bebé de la Caravana Migrante en Baja California

El Barretal fungirá como refugio temporal para los integrantes de la Caravana Migrante. En el espacio se ofrecerá n diferentes condiciones a las personas que fueron recibidos en la Unidad Deportiva Benito Juárez. El operativo es coordinado por el Instituto Nacional de Migración (INM) y la Policía Federal, quienes también dirigen el traslado de alimentos e insumos con 18 camiones.

Comentarios