Al reiterar que Baja California se mantiene en color rojo en el semáforo de la “Nueva Normalidad”, el gobernador Jaime Bonilla Valdez hizo un llamado a la población a “no adelantarse a los tiempos” y continuar con apego a las medidas sanitarias por COVID-19 para que el regreso a las actividades normales sea seguro, ordenado y que no implique retrocesos.

 “Hay que cuidarnos, no salgan de sus casas, al menos que tengan que hacerlo; tampoco queremos que estén encerrados y completamente aislados, simplemente tomar medidas, el protocolo es lo más importante que tenemos; el cambio de vida que hemos tenido es muy drástico, pero lo tenemos que entender”, expresó durante la video conferencia que ofreció este domingo acompañado del secretario de Salud, Dr. Alonso Oscar Pérez Rico. 

LEE: Secuestraban en Tijuana y cobraban los rescates en San Diego, arrestan a 11 plagiarios.

 En el reporte de la estadística diaria, hicieron referencia a la situación que vive Ensenada, con un aumento exponencial de casos activos, que es uno de los indicadores primarios para avanzar en la coloración del semáforo, aspecto que se da puntual seguimiento.

 Comentaron el escenario que vive la vecina ciudad de San Diego, California, en Estados Unidos, donde “abrieron apresuradamente negocios, como tiendas de conveniencia y entretenimiento”, y eso, lamentablemente originó un rebrote que obligó a volver a las restricciones y medidas preventivas. 

 El secretario de Salud dijo que, a pesar de que Ensenada reporta un aumento exponencial en sus casos activos, hay plena confianza de que la población salga adelante, así como sucedió en Tijuana y recientemente Mexicali, que “ya lleva una buena tendencia”.  

 También, informó que en Baja California hay cerca de 200 pacientes intubados, hospitalizados en las unidades de atención por parte de la Secretaría de Salud del Estado y del Instituto Mexicano del Seguro Social.

Comentarios