Mientras que la candidata Independiente: Fernanda Flores, hace una campaña sin utilizar presupuesto público, los partidos políticos gastarán 75 millones 44 mil pesos de dinero público en actos proselitistas.

Fernanda Flores Aguirre es la única candidata sin partido político que busca llegar al Congreso Local para regresarle la política a las personas y exigir cuentas a los políticos que por años han utilizado los puestos de elección popular para beneficio propio.

Pese a que Baja California y en específico Mexicali sufre grandes carencias en cuanto a servicios públicos, seguridad y bienestar social; los partidos políticos gastan cada día más de 1 millón 270 mil pesos para obtener el voto de los ciudadanos el próximo 2 de junio.

Fernanda Flores Aguirre ha optado por realizar una campaña sin publicidad que terminaría en la basura, después de renunciar al financiamiento público que le sería otorgado por la autoridad electoral.

“Renunciamos al dinero público que se nos otorgaría con el único fin de demostrarle a todos los demás candidatos y a todos los partidos políticos que se pueden hacer campañas con muy poquito dinero, pero con mucha voluntad de las personas”, sostuvo Fernanda.

Fernanda pidió a los ciudadanos exigir a todos los candidatos que renuncien a su financiamiento público para no contaminar Mexicali dando publicidad que terminará ensuciando las calles.

LEE: Fernanda Flores rechaza 235 mil pesos que el IEE le dio para su campaña

De acuerdo con el Instituto Estatal Electoral, el tope máximo de gastos de campaña para el Distrito IV será de 1 millón 213 mil 229, es decir, las 6 candidatas postuladas por los partidos políticos a este distrito podrán gastar hasta 7 millones 279 mil pesos en la presente campaña política.

Fernanda Flores Aguirre propone que desde el Congreso impulsará modificaciones legales para que el recurso público utilizado en campañas políticas sea proporcional al número de votos obtenidos en las elecciones pasadas, así como obligar a todos los candidatos a presentar la declaración 3de3 desde su registro, para vigilar con cuántos recursos económicos entran y con cuánto salen para evitar el enriquecimiento ilícito.

También, propone cancelar la discrecionalidad de los presupuestos públicos, cancelar los bonos y gastos excesivos personales para funcionarios, y prohibir que los políticos se dediquen a hacer campaña durante su gestión en vez de trabajar para los ciudadanos.

 

Comentarios