Para poder comunicarse y apoyar a personas con discapacidad auditiva que tengan alguna situación de emergencia, elementos de la Dirección de Bomberos comenzaron el curso de Lenguaje de Señas Mexicana, LSM, impartido por la Secretaría de Educación Pública Municipal.

Los bomberos han atendido incidentes en donde están involucradas personas con discapacidad, por lo que lo aprendido en este curso podrá ser aplicado en el trabajo de calle, comentó el responsable de la Dirección de Bomberos Tijuana, José Luis Jiménez.

LEE: Por fin, indígenas presos ya reciben asesoría legal en su lenguaje

Durante el inicio de cursos, los bomberos reconocieron que existen grandes limitantes para el desarrollo de las personas con discapacidad, por lo que es necesario brindarles más oportunidades y fomentar la cultura de la inclusión.

En total, 40 bomberos de diferentes estaciones iniciaron el curso, mismo que tendrá una duración de cinco meses. Debido a la gran convocatoria y entusiasmo mostrado por los bomberos, se espera que más elementos puedan tomar estas clases en los próximos meses.

Comentarios